Ciclo de conferencias “Economía, sociedad y gestión de riesgos ante desastres”.

Ciclo de conferencias desastres

La Escuela de Economía de la Universidad de Costa Rica, en conjunto con la Comisión de Emergencias y El Centro de Estudios Mexicanos en Costa Rica, de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), organizó el pasado 11 de septiembre, el ciclo de conferencias “Economía, sociedad y gestión de riesgos ante desastres”.

 

El tema de la gestión de riesgos ante desastres es de gran relevancia y actualidad para el país, no solo porque las situaciones emergencias ante los fenómenos naturales son cada vez más frecuentes, sino por la magnitud de los diversos impactos que se generan y que deben ser abordados desde una óptica interdisciplinaria e interinstitucional.

 

“No podemos conformarnos con ir a cuantificar las pérdidas después de cada evento, hay que gestionar el riesgo y hay que estimar las pérdidas, no solo en infraestructura, si no también en empleo y producción, para saber cómo mitigar esos costos.”

Isabel Cristina Araya Badilla. Directora de la Escuela de Economía.

 

Es necesario prepararnos, organizarnos y pensar bien cómo se afrontarán tales situaciones.  En tales procesos de organización y preparación, necesitamos realizar estimaciones de los eventuales fenómenos que pueden ocurrir, de los costos y daños en la infraestructura, del impacto social en los sistemas de producción y en los mercados, del impacto social y sicológico en las familias y en los pueblos.

 

Por ejemplo, si un puente colapsa no se trata solo estimar la pérdida posible de la caída del puente y su valor de reposición, debe también valorarse lo que implica para los pueblos que quedan incomunicados; las cosechas dañadas, la producción que no puede ser movilizada, el impacto en los precios, cuántas familias quedaron sin empleo en forma temporal o incluso permanente, entre muchas otras cosas.

 

“Aunque no es posible predecir toda la secuencia futura de instantes de ocurrencia y perdidas, sí es posible estimar algunos parámetros que permitan tomar decisiones racionales sobre la administración del riesgo.”

Mario Ordaz Schroeder

 

Para dar esa visión holística se requiere la participación activa de ingenieros para valorar los daños de las estructuras, de geólogos y meteorólogos para estimar las probabilidad de ocurrencia de los fenómenos, de médicos, enfermeros y cruzrojistas para atender a las personas.  Además es necesario, para una respuesta integral y eficiente, un proceso mucho más amplio y multidisciplinario, donde deben estar presentes sociólogos, sicólogos, contadores, economistas, entre otros, que permitan estimar esos costos económicos y sociales.

 

“Según los cálculos de MIDEPLAN, entre 1988 y 2018, hubo pérdidas por más de $4.500 millones por desastres. Un monto que hubiera permitido costear un tren eléctrico de pasajeros, o recuperar y remodelar toda la infraestructura educativa del país, o ampliar a cuatro carriles la ruta 32. Lo anterior evidencia que la adecuada gestión del riesgo es indispensable para poder enfrentar los costos presentes y futuros de los desastres.”

Francisco Tula Martínez, director del área de inversiones de Mideplan.

 

Este ciclo de conferencias permitió conjuntar las voces de expertos como Dr. Carlos Valdés González, director, Centro de Estudios Mexicanos de la UNAM, el Máster Marcos Adamson Badilla, profesor, Escuela de Economía de la UCR; el Dr. Juan Robalino Herrera, profesor, Escuela de Economía de la UCR; el Dr. Mario Ordaz Schoroeder, investigador, Instituto de Ingeniería de la Unam; el Máster Carlos Picado Rojas, jefe, Desarrollo Estratégico de la Comisión Nacional de Emergencias (CNE); el Dr. Rosendo Pujol Mesalles, investigador del Programa de Investigación en Desarrollo Urbano Sostenible (Produs-UCR); el Máster Francisco Tula Martínez, director, Área de Inversiones del Ministerio de Planificación (Mideplan) y Marcela Román Forastelli, investigadora y profesora de la Escuela de Economía.

La actividad permitió conocer diferentes metodologías que permiten estimar las pérdidas futuras y efectos sobre la infraestructura económica de los países ante tales desastres y cómo esos daños se transmiten al resto del sistema económico.  Así como mecanismos financieros para protegerse de esas pérdidas; conocimiento indispensable para un país que se encuentra en una de las zonas más vulnerables del mundo en relación a los desastres.

 

El objetivo estratégico de la CNE es disponer del diseño y aplicación de una estrategia económica y financiera de reducción de riesgos de largo plazo que haga posible el análisis y la gestión prospectiva del riesgo en la inversión en obra pública y en los servicios del Estado para elevar la calidad, seguridad, duración de los bienes, la reducción de los daños y pérdidas en líneas vitales, la continuidad y la pronta recuperación de los servicios públicos.”

Carlos Picado, Coordinador del proceso de la Política Nacional de Gestión de Riesgo, CNE

 

La Escuela de Economía hizo un llamado a la población docentes e investigadora de diferentes disciplinas relacionadas con estos temas, para unir esfuerzos y trabajar conjuntamente en proyectos de investigación que permitan realizar, de una forma integral, estas evaluaciones de impacto de las posibles pérdidas por desastres y cómo mitigarlas.

Las presentaciones de los expositores son las siguientes: 

Áreas protegidas y desastres naturales - Juan Robalino

¿Cómo modelamos losprocesos de ocurrencia de pérdidas por desastres naturales? - Mario Ordaz Schroeder

Desafios para la toma de dcisiones sobre amenazas naturales - Rosendo Pujol

Desastres, Riesgos y Desarrollo - Marcos Adamson

Experiencia de México para modelar pérdidaspor desastres naturales, incluyendo su propagación en la estructura económica del país - Mario Ordaz Schroeder

Inversion financiera sostenible, infraestructura y servicios - Carlos Picado Rojas

La gestión de riesgos en los proyectos de inversión  pública - Francisco Tula Martínez